Natalia está preocupada

Natalia llama por teléfono a una amiga suya y con tono angustiado le dice:
Amiga, yo estoy bien preocupada: el médico me dijo que me tomara tres
muestras de orina, pero sólo me tomé dos... ¡es que eso sabe muy salado!